Blog

La prevención y una serología, las mejores armas contra el SIDA

La prevención y una serología, las mejores armas contra el SIDA

 

 

 

 

1 de diciembre, Día Mundial de la lucha contra el SIDA

 

 

 

Los profesionales del Departamento de Salud de Dénia –DSD- recomiendan a la población que realiza prácticas de riesgo solicitar una serología en su centro de Atención Primaria, ante la duda o sospecha de estar infectado por el virus del VIH.

Según un estudio que acaba de publicar la Conselleria de Sanitat con datos de VIH referidos a 2016, la tasa de nuevos casos de contagio se mantiene respecto al ejercicio anterior. Por edades, el mayor número de nuevos casos se concentra en la franja que va de los 25 a los 34 años, con picos entre los hombres de edades comprendidas entre los 25-29. La principal vía de contagio es la sexual, tanto entre la población heterosexual como en la homosexual. De manera que la prevención y la detección precoz son fundamentales.

Para la Jefa de Medicina Interna del DSD, Dra. Patricia Martín Rico, “la población ha de mantener los principios de un sexo seguro pero también el diagnostico y el tratamiento precoz son básicos a la hora de evitar contagios, ya que para el paciente que cumple bien el tratamiento, la posibilidad de transmitir la enfermedad es muy pequeña o nula”.

El mismo estudio asegura que en el 43% de los nuevos casos detectados en 2016 el diagnóstico ha sido tardío. Para ello, añade Martín Rico, “basta con solicitar al facultativo de Atención Primaria una simple analítica de sangre; no solo para comprobar si hay anticuerpos de VIH, sino también de las hepatitis B y C, ya que utilizan la misma vía de contagio: la  sangre o las relaciones sexuales completas. Precisamente en el caso de la Hepatitis C, el diagnóstico precoz es más importante que nunca, ya que la enfermedad ahora tiene curación”.

 

 

 

 

 

Objetivo: cumplir con la cadena del 90-90-90

Según la Jefa de Medicina Interna, el Objetivo del Departamento de Salud de Dénia es que se cumpla la cadena que la Organización Mundial de la Salud –OMS-  denominada 90-90-90:

  • Que el 90% de las personas que tienen la infección lo sepan, mediante diagnostico temprano de todos los que pueden tener la infección.
  • Que el 90%, al menos, de los que tienen la infección estén en tratamiento.
  • Que el 90% de todos los tratados alcancen el objetivo terapéutico: el control del virus realizando bien el tratamiento.
X