Blog

Tras las Navidades, dieta mediterránea

Tras las Navidades, dieta mediterránea

 

Una dieta equilibrada y ejercicio moderado ayudan a bajar de peso y prevenir patologías como la diabetes

 

 

Los especialistas del Departamento de Salud de Dénia apuestan por la dieta mediterránea y el ejercicio moderado como mejor herramienta para bajar los kilos de más que se han podido ganar durante las Navidades. Además, esta apuesta por la alimentación local y tradicional ayuda a prevenir patologías como la diabetes tipo 2 y la obesidad.

Para la Dra. Teresa Pedro, Endocrinóloga del Departamento de Salud de Dénia, hay que estar especialmente vigilantes con los productos elaborados con aceites vegetales hidrogenados o grasas vegetales (de palma) y/o animales. Suelen estar presentes en margarinas comerciales y numerosos productos de bollería industrial como galletas, alimentos de comida rápida, precocinados, aperitivos salados. Se deben buscar en las etiquetas de los alimentos. Estos tipos de grasas suben el colesterol malo y aumenta el riesgo de enfermedades crónicas.

 

Patrones de la dieta mediterránea

 

  • Tomar diariamente 3 piezas de fruta, preferentemente de temporada y un puñado de frutos secos crudos una o dos veces por semana
  • Incorporar diariamente a su dieta cereales y derivados preferentemente integrales (pan, arroz, pasta..) y patatas o similares
  • Comer legumbres entre dos y cuatro veces por semana
  • Tomar verduras y hortalizas al menos dos veces al día. Una de las tomas que sea cruda
  • Usar preferentemente aceite de oliva virgen, tanto para cocinar como para condimentar ensaladas
  • Comer más pescado que carne y evitar carnes rojas y embutidos
  • Los huevos son un magnífico alimento. Se recomiendan entre tres y cinco por semana
  • Evitar alimentos y bebidas a los que se han añadido azúcares, especialmente refrescos
  • Se recomienda ingerir unas dos raciones diarias de lácteos (leche, yogures, queso fresco)
  • Utilizar sal yodada en sus platos. Se recomienda echar poca sal a las comidas y evitar los productos enlatados: embutidos y precocinados, por su alto contenido en sal. Para dar más sabor a sus platos, puede utilizar hierbas aromáticas como tomillo, perejil, orégano o pimentón
X